Blog Tierra Libre Digital

jueves

Los turistas de la cuenta mentirosa y otras sombras

Valle Sierras Chicas. Córdoba. Especial Tierra Libre Digital. No podíamos dejar de referirnos una vez más al tema que ya tratáramos otras veces, en la que pusimos de relieve que seguía en discusión cuántos eran realmente los turistas que arribaban a las sierras y cómo parecían cifras que no tenían que ver con la realidad que veíamos por nosotros mismos y que si más bien eran como una muestra distorsionada fruto también de alguna acción de prensa del Gobierno. Pero en ésta ocasión lo hacemos a propósito de la nota que realizara Sergio Tonarelli para La Mañana, en que pone al descubierto esto que veníamos advirtiendo, pero a través del balance de turistas que difundió la Agencia Cba. Turismo sobre la Semana Santa.
Según el informe oficial las 126 localidades turísticas de Córdoba recibieron un total de 593 mil turistas, lo que significó un aumento del 6,23% de los ya excesivos turistas del año anterior. Pero lo curioso, según se revela, es que esas casi 600 mil personas no tuvieron donde hospedarse ya que en la Provincia solo existen unas 500 mil plazas, de las cuales unas 103 mil son de campings, modalidad que no registra uso prácticamente en ésta época del año. Así surge un faltante de 200 mil plazas, que no pudieron ser cubiertas nunca por alquileres ocasionales de viviendas. Simplemente la cuenta no sale.
Así también hay que considerar que dentro de las 500 mil plazas disponibles, hay 305 mil distribuidas en casas y departamentos de alquiler, pero según reconocen los operadores inmobiliarios de las principales localidades, de ese total apenas se ocupó el 10 o 15%, lo que estaría determinando como máximo 45 mil personas. Es decir que si se acumulan las 101.505 plazas totales de hoteles, hosterías, cabañas y colonias de vacaciones, más las 45 mil casas y departamentos, apenas se llega a 146 mil lugares cubiertos durante los 4 días, una cifra más que lejana de las 593 mil informadas por Córdoba Turismo. Esta presunción se confirma en el hecho de que en Villa Carlos Paz, que acumula el 10% del total de plazas de la provincia, se contabilizaron sólo 20 mil visitantes.
De acuerdo a los textos especializados, un turista se define como aquella persona que al menos pernocta o duerme un día en un determinado lugar. En cambio, las personas que llegan para pasar sólo unas horas, cenar, ir al teatro, al cine o a otro espectáculo y luego retornan a sus domicilios, son simplemente “visitantes”. Pero el informe de Carlos Alessandri, presidente la Agencia Cba Turismo, fue más que claro y preciso: Córdoba recibió en Semana Santa 593 mil turistas, que se alojaron en promedio 4 días. Este último dato también es clave, puesto que descarta la posibilidad de rotación de las plazas, algo sobre lo que especuló el funcionario al día siguiente de los cuestionamientos. Una cosa distinta hubiera sido un promedio de pernoctación de dos jornadas, puesto que se habría duplicado la cifra de turistas, siempre en el marco de una ocupación plena. Además comparándolas con las de Mar del Plata las estarían triplicando cuando apenas las igualan las 126 localidades en conjunto.
A la demostración fáctica de lo imposible, el titular del organismo oficial, Carlos Alessandri, intentó esbozar una explicación del ridículo sin más que enredarse y hacer un mismo papel que en el Ministerio de Gobierno, lamentable.
La gestión de De la Sota está mostrando la hilacha en todos los frentes y la retirada es mucho más improlija y desordenada de lo que cualquiera que se diga proyectar un continuador podría suponer. 100 % de aumento para los cargos políticos los últimos dos años, representarían algunas monedas cercanas a los 200 mil por cabeza, más aquellos acopios, recaudaciones varias para la corona y kioscos que pudieran tener algunos privilegiados del Poder; inversiones millonarias curiosas cuando no se destinan los suficientes recursos para Justicia y organismos de seguridad; inacción e incompetencia de los funcionarios políticos y del propio gobernador frente a la ola de delitos y de la inseguridad generalizada, reparto discrecional de fondos y contratación directa sospechada de los millonarios fondos de publicidad oficial y de las cajas negras de las agencias y un larguísimo rosario de etcéteras, que abordaremos a medida que las elecciones se acerquen.

Notas relacionadas
* Cuántos turistas? ... Otros números de la discordia y el fracaso de cierta comunicación
En la imagen, un tranquilo paisaje serrano con mesas y asadores libres junto al río, tal como pudo apreciarse en Semana Santa.

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home